OHL instalará en el Centro de Convenciones de Orán el mural cerámico pintado a mano más grande del mundo

9 de febrero de 2010

Imagen del futuro mural cerámico pintado a mano en el Centro de COnvenciones de Orán (Argelia)

OHL instalará en el Centro de Convenciones de Orán (Argelia), cuya construcción está ejecutando el Grupo, el que será el mural cerámico pintado a mano más grande del mundo, con una superficie de 2.009 m². Con 58,4 m de ancho por 34,4 m de alto, estará formado por 51.392 azulejos de 20×20 cm, de barro rojo y con cocción a segundo fuego a 1.000º C.

Como referencia, este mural será 3,5 veces mayor que el del Palacio de Congresos del Paseo de la Castellana de Madrid, de Joan Miró, que tiene 600 m² de superficie, con unas medidas de 60×10 m.

El diseño del mural es del argelino Tewfik Boumehdi, hijo del prestigioso y renombrado ceramista de la ciudad de Argel, Mohammed Boumehdi, quien fundó su taller en el año 1966.

El mural cubrirá casi la totalidad de la fachada oeste del Palacio de Congresos, una fachada ciega cuyo interior alberga el auditorio principal, con capacidad para 2.700 personas, y quedará ubicado ante una lámina de agua que hace de transición entre el palacio y el hotel de lujo del Centro de Convenciones.

Se trata de un diseño de repetición de un patrón formado por 54 módulos de trabajo, idénticos entre sí y enmarcados con un friso cerámico de diseño acorde. OHL encargó su construcción a un taller de reconocidos artesanos ceramistas en el centro de España.

La técnica de dibujo sobre azulejo empleada es la de sobrecubierta, tradicional de la región de Talavera de la Reina, con decoración a mano a base de óxidos silicatados. La paleta de colores del mural, con la excepción del turquesa, también es similar a la talaverana. La novedad respecto a estas técnicas tradicionales es la utilización de un esmalte mate para evitar los reflejos que podría producir la ubicación del mural ante la lámina de agua.

En el equipo de trabajo participan artesanos de ocho talleres de la zona que totalizan 23 personas, bajo la coordinación estricta de una decena de pintores de renombre de la región talaverana.

Según el personal directivo de la fábrica de cerámicas, este encargo supone un respaldo a su estrategia de internacionalización a través de la oferta de nuevos formatos de obra artesana adaptables a las necesidades de grandes proyectos de arquitectura.

Para su realización, ha habido que organizar un proceso productivo diferente, innovando tanto en la ejecución como en la organización del trabajo, lo que puede suponer un gran avance para el sector, para sea capaz de ofertar desarrollos de alto valor añadido en un contexto internacional.

Volver a sala de Prensa